Has leído la primera parte de la guía y has podido informarte de qué va eso de las bolas chinas, pero sigues teniendo un sinfín de dudas que no atreves a expresar por considerarlas tontas. Ya lo dice el refrán, no hay preguntas tontas, sino tontas que no preguntan. Esta es una antología de las diez preguntas más frecuentas sobre las bolas chinas con sus respectivas respuestas sin pelos en la lengua. Si aún te siguen quedando puntos oscuros… te invitamos a que te pongas en contacto con Erotic & Chic. Puede que sea una tontería pero seguro que responde a una razón inteligente y nos encantaría poder ayudarte. ¿Lista para informarte y de paso desterrar algunos mitos bastante generalizados sobre el tema?

1. ¿ Puedo usar las bolas chinas durante el embarazo?

Según la opinión de los especialistas consultados, ejercitar o relajar el suelo pélvico y la musculatura de alrededor (según las necesidades específicas) es aconsejable antes, durante y después del embarazo y eso incluye las bolas chinasEn el tercer trimestre, como principio general,  se desaconseja el uso de juguetes eróticos en el interior de la vagina. En cualquier caso cada gestante debería consultar directamente con el ginecólogo que conoce las particularidades de su embarazo antes de usar la bolas.

Existen estudios sobre los efectos nocivos de los ftalatos (componentes antiguamente usados para dar mayor brillo y consistencia a los juguetes eróticos de jelly y plástico ) durante el embarazo. Debes asegurarte de que tus bolas  no estén fabricadas con este grupo de compuestos químicos. Afortunadamente las primeras marcas actuales no incluyen ftalatos en su composición.

La ejercitación del suelo pélvico es especialmente importante en el posparto. Recuperar la zona que se ha quedado debilitada y dolorida es mucho más fácil con una rutina de entrenamiento con bolas de geisha.

2. ¿Puedo utilizar mis bolas de geisha como un juguete erótico?

Muchas clientas acuden a la tienda buscando las bolas chinas como un juguete erótico más porque su pareja le ha dicho,  porque su amiga le ha hablado o porque ha visto tal o cual vídeo en internet. Hablando claro, si buscas un juguete por placer, no compres unas bolas. Hay cientos de opciones para la estimulación vaginal, clitoriana y anal mucho más estimulantes que puedes encontrar aquí.

Ahora bien la salud  sexual y el placer están estrechamente unidos y mantener relaciones íntimas justo después de haber usado las bolas resulta una experiencia muy recomendable. Notarás mayor sensibilidad y mayor lubricación en las paredes vaginales lo que repercutirá directamente en tu capacidad de excitación. ¡Pruébalo!

3. ¿Qué pasa si no uso lubricante o uso mi aceite de almendras preferida?

Igual que no pones aceite de oliva en el depósito de lubricante del coche, no puedes usar cualquier producto oleoso o hidratante para ayudar a introducir las bolas de geisha por mucho que te guste su textura o su aroma. Debes usar un lubricante a base de agua para cuidar la superficie de las esferas y al mismo tiempo la salud de tu piel. De lo contrario, habrás de cambiar tus bolas mucho antes de lo que tenías pensado. El mercado dispone de excelentes lubricantes con una composición natural que te hará mucho más fácil introducir las bolas sin forzar.

“Es que yo lubrico mucho y no necesito lubricante”. ¡Ojo! No es lo mismo la lubricación fruto de la excitación sexual que intentar introducir un objeto en la vagina partiendo de cero y sin ayuda. Pon una notita de gel lubricante en el dedo y acaricia el dorso de la mano. Notarás que el rozamiento se atenúa y se hace mucho más agradable. Eso es lo que pasará en el interior de la vagina.

4. ¿Puedo realizar ejercicios Kegel al mismo tiempo que uso las bolas?

La respuesta es afirmativa. Los ejercicios Kegel, que trataremos en profundidad próximamente en le blog, son rutinas de contracciones voluntarias de los músculos vaginales co el fin de tonificarlos y fortalecerlos. La especiales características de este grupo muscular conectado a la red abdominal y anal. hacen que sea muy difícil aislarlos y trabajarlos específicamente sin la ayuda de un profesional.

Las bolas chinas permiten tomar autoconciencia y activar la zona específica que queremos contraer. Además añaden mayor dificultad al ejercicio y favorecen los resultados. Mucho mejor si el proceso es monitorizado por un especialista en fisioterapia que diseñe el programa de entrenamiento.

5. ¿Cómo sé si tengo problemas con mi suelo pélvico?

Antes que nada debemos escuchar a nuestro cuerpo. Las primeras señales que nos envía son micropérdidas de orina al que no se suele dar importancia. Otro indicio de que algo pasa con nuestro suelo pélvico es la progresiva pérdida de tonicidad y de control de la vagina en las relaciones. Hablando claro, lo que era un camino rural se ha transformado en una autovía.

Actuar rápido es la clave. Superaremos nuestros reservas, consultaremos con nuestro gine y de la misma forma que hacemos tríceps para evitar el descolgamiento en los brazos, comenzaremos a trabajar la zona con ejercicios específicos según nuestras necesidades.

El sabio refranero nos anima a prevenir antes que curar. Por tanto, no esperes a ver el humo para sofocar el incendio, hazte con unas bolas chinas y cuida casi sin  darte cuenta esa parte tan importante de tu cuerpo.

 6. ¿Se me pueden quedar dentro?

Esta pregunta es mucho más frecuente de lo que piensas y la respuesta es no. Lo que puede pasar, como explicamos en la primera parte de esta guía, es que algunas chicas se pongan nerviosas y su musculatura se contraiga. en ese caso, toca relajarse, respirar, adoptar una postura erguida y retirar usando el cordón con mucha suavidad. La ley de la gravedad hará el resto.

“Vale, pero si se rompe el cordón o la unión entre las esferas”. Ese caso es altamente improbable con unas bolas chinas de calidad, pero podría pasar. Entonces, mantén la calma. Sigue los pasos expuestos arriba y ayúdate presionando el bajo vientre. Usa lubricante y ensancha con los dedos la cavidad vaginal con mucho cuidado de no empujarlas más. Verás como salen. Si no fuera así, acude al centro de salud. Repetimos, con un buen uso esa posibilidad es remota.

7. ¿Puedo meter mis bolas chinas el lavavajillas o en el microondas para limpiarlas?

No, no y no. Acaso haces lo propio con el cepillo de dientes o las lentillas. para la correcta higiene y esterilización de las bolas chinas consulta la primera parte de la guía.

8. ¿Pueden escuchar los demás la vibración de las bolas chinas?

Las esferas pequeñas producen una leve vibración de contacto con las paredes de las mayores que a su vez activa la musculación involuntaria de la musculatura vaginal. Esa vibración es solo perceptible para ti. Debes tener en cuenta que las bolas están envueltas por una buena capa de músculos y piel . Nadie más que tú escucha ese tintineo que experimentas directamente. haz la prueba con una amiga y que intente averiguar si llevas las bolas puestas.

9. Tengo un huevo vibrador, ¿me vale como bolas chinas?

Más no que sí. Como hemos apuntado anteriormente, las bolas chinas no son exactamente un juguete erótico. Los huevos vibradores, la mayoría de ellos con mando a distancia o con aplicación para el móvil , están  pensados para un uso lúdico en pareja. Los patrones de vibración logran estimular la vagina muy intensamente durante unos minutos  por lo que la reacción ante el estímulo es muy potente. En cambio, las bolas de geisha actúan de forma más suave y prolongada en el tiempo logrando contracciones menos excitantes y más terapéuticas. Resumiendo, si quieres pasártelo en grande, usa un huevo vibrador, si lo que buscas es tonificar el suelo pélvico usa las bolas. ¿Por qué no utilizar los dos dependiendo del momento?

10. ¿Hay otros dispositivos, además de las bolas chinas, para ejercitar el suelo pélvico?

Sí, en los últimos años, las firmas más punteras como LELO, Intimina,  We-Vibe ofrecen otras opciones tecnológicas  que sirven de complemento a las propias bolas chinas en el entrenamiento del suelo pélvico.  Nos referimos a dispositivos inteligentes de vibración que ayudan a realizar los ejercicios Kegel con programas específicos adaptables y configurados por la propia usuaria según su plan de entrenamiento.

Te remitimos a nuestros próximos artículos donde profundizaremos más sobre la oferta de estos entrenadores inteligentes del suelo pélvico como las Kegel Smart. En todo caso, hablamos de una ejercitación más voluntaria y activa, frente a la involuntaria y pasiva que implican las bolas de geisha. Una y otra contribuirán a la buena salud de tu musculatura íntima.

Ya no tienes más excusas…

Como adelantamos, esta ha sido solo una selección de las preguntas más frecuentes durante nuestra dilatada experiencia como vendedores especializados en el cuidado del suelo pélvico. Encontrarás la información básica en el primer capítulo. Puede que a ti te surjan muchas más dudas que estaremos encantadas de resolver, bien si tenemos el honor de recibirte personalmente  en el local de Erotic & Chic, o bien, a través de nuestros canales de Facebook, Instagram, correo electrónico y, como novedad para 2021, WhatsApp.

Mientras esperamos que nos honres con tu interés puedes encontrar el modelo de bolas que se adapten a tus necesidades y tu bolsillo entre una variada oferta de marcas diferentes, unidas por las máxima garantía de calidad y confianza.

 

Abrir chat
1
💬 ¿En qué podemos ayudarte?
¡Hola! 👋

Nuestro horario de atención es de 10:00 a 13:00 y de 17:00 a 20:00 horas, de lunes a viernes. Por favor, respeta el horario para que podamos prestar el mejor servicio.

Si ves que no te contestamos inmediatamente, es porque estamos con otro cliente.

Te atenderemos lo antes posible, como te mereces 😉
Cart
  • No products in the cart.
A %d blogueros les gusta esto: